Anemia aplásica: ¿Qué es?

Publicado 18/10/2009 12:26


Es una enfermedad grave caracterizada por un bajo rendimiento de la función de la médula ósea. La médula se rellena a menudo de células grasas, que sustituyen a las que fabrican las células sanguíneas.

Afecta a todas las series de células sanguíneas:

  • Glóbulos rojos,
  • Glóbulos blancos y
  • Plaquetas.


Puede verse afectada cualquier persona a cualquier edad.

CAUSAS

La mitad de los casos se debe a drogas, especialmente inmunosupresoras, o a productos químicos, como los hidrocarburos aromáticos (benzol y similares).
En otros casos, el motivo probable es una autoinmunidad provocada por enfermedad grave o por causas no identificadas.

Las infecciones surgen por la reducción de las células blancas, que son las que protegen contra aquéllas.
La palidez y el cansancio se originan en la falta de glóbulos rojos y la tendencia a sangrar por la falta de plaquetas.

SÍNTOMAS

  • Palidez.
  • Debilidad, cansancio, desfallecimiento y falta de aliento.
  • Infecciones frecuentes.
  • Hemorragias espontáneas nasales, bucales, del recto, la vagina, las encías y otras zonas, incluyendo el sistema nervioso central.
  • Manchas rojas o hemorragias bajo la piel.
  • Hematomas inexplicables.
  • Úlceras en las mucosas de la boca, garganta, vagina y recto.


FACTORES DE RIESGO

  • Antecedentes familiares de anemia aplástica.
  • Factores genéticos como los asociados a la anemia hipoplástica congénita.
  • Uso de ciertos medicamentos y drogas.
  • Contacto o, más frecuentemente, inhalación de tóxicos volátiles, como el benceno, en el trabajo.
  • Enfermedad grave reciente.


PREVENCIÓN

Evite la exposición prolongada a componentes tóxicos como el benceno, utilizados en muchos productos químicos industriales.
No tome ningún medicamento salvo que sea necesario.

DIAGNÓSTICO Y TRATAMIENTO

El diagnóstico se realiza por el historial y reconocimiento físico por un médico.
El antecedente de toma de alguno de los medicamentos que pueden producirla, o de contacto con los productos químicos comentados es de gran ayuda para orientar el diagnóstico.
Suele requerirse la realización de análisis de sangre, nariz, garganta, orina y médula ósea.

Medidas Generales

Generalmente, el tratamiento causa pérdida de cabello, y algunos pacientes usan una peluca temporalmente.
Mantenga la boca escrupulosamente limpia para disminuir la posibilidad de infecciones.
Cepille sus dientes a menudo con un cepillo suave.
Enjuague la boca con una solución de agua oxigenada y agua a partes iguales o un enjuague bucal si el médico lo receta.

Medicación

El tratamiento idóneo es el transplante de médula ósea:

  • El trasplante de médula ósea requiere un donante con antígenos compatibles; los mejor donantes son los hermanos gemelos.
  • La médula donada se inserta gradualmente en las venas del paciente, para tratar de sustituir las células defectuosas de la médula ósea por células sanas.
  • Para prevenir el rechazo de las células transplantadas, se emplean medicamentos inmunosupresores.

Su médico también puede recetarle:

  • Antibióticos para evitar o tratar una infección.
  • Enjuagues medicinales para suprimir las infecciones de la boca por hongos.


Actividad

Vuelva a sus actividades normales después del tratamiento.

Dieta

Puede que necesite suplementos de hierro o vitaminas, consulte con su médico.

POSIBLES COMPLICACIONES

  • Mala respuesta al tratamiento debido a infecciones incontrolables y hemorragias.
  • Rechazo de las células transplantadas.
  • Ataque al organismo por las células transplantadas.


Avise a su médico si:

Ocurre alguno de los siguientes después de el trasplante:

  • Fiebre.
  • Cualquier signo de infección, como inflamación en cualquier parte del cuerpo. No siempre aparecen enrojecimiento, sensibilidad o dolor.
  • Erupciones.
  • Ictericia (piel y ojos amarillos).
  • Dolor articular.
  • Molestias urinarias o
  • Reducción de la orina en un solo día.


PRONÓSTICO

Las complicaciones son fatales en el 50% al 70% de los casos afectados de anemia aplástica grave.
Esta afección es curable siempre que se pueda identificar la causa y el tratamiento tenga buenos resultados.
La anemia provocada por drogas inmunosupresoras suele curarse espontáneamente después de suspender dichas drogas.
El restablecimiento total suele tardar de 6 a 8 meses.

Fuente:

Salud.com

Otros Artículos

El uso de este sitio web implica la aceptación de los Términos y condiciones y la Política de Privacidad de TandilSalud.com.ar
© Copyrights ©2014: Helius Information Technology - Todos los derechos reservados. Protección de datos personales.


Desarrollado por Helius IT