Mudarse a EEUU está asociado con un aumento del riesgo de cáncer

Publicado 26/08/2009 10:19


NUEVA YORK -- Reuters Health -- Los adultos hispanos que migran a Estados Unidos enfrentarían riesgos más altos de padecer ciertos cánceres, comparado con los pares que viven en sus países de origen, sugirió un nuevo estudio.

La investigación, que analizó una base de datos de cánceres diagnosticados en Florida entre 1999 y el 2001, reveló que los residentes de origen mexicano, cubano y portorriqueño tenían tasas generales de cáncer por lo menos un 40 por ciento más altas que los pares que residían en sus países de origen.

Pero los residentes hispanos no tenían un patrón oncológico uniforme, publicaron los autores en la revista Cancer Epidemiology, Biomarkers and Prevention.

Los cubanos, por ejemplo, eran similares a los estadounidenses blancos en cuanto a la cantidad de cánceres, en especial en sus tasas de tumores de cuello uterino y de estómago, que eran más bajos que en otros grupos hispanos.

Los hombres y las mujeres portorriqueños concentraban las tasas más altas de la mayoría de los cánceres, mientras que los mexicanos registraban las tasas más bajas.

"Los hispanos no son un grupo uniforme en cuanto al cáncer", declaró por escrito el autor principal del estudio, doctor Paulo S. Pinheiro, de la Escuela de Medicina de la University of Miami.

"Las intervenciones orientadas a la prevención y al control del cáncer deberían tener en cuenta la especificidad de cada subgrupo hispano: cubanos, portorriqueños o mexicanos", agregó.

Para el estudio, el equipo de Pinheiro analizó más de 300.000 casos del registro oncológico central de Florida; alrededor del 10 por ciento se había diagnosticado en pacientes hispanos, la mayoría de los cuales había nacido fuera de Estados Unidos.

La tasa total de distintos cánceres fue menor entre los adultos hispanos que entre los blancos no hispanos y los afroamericanos. En los hombres, las tasas fueron el 11 y el 17 por ciento más bajas que entre los blancos y los afroamericanos, respectivamente.

La tasa de cánceres en las mujeres hispanas fue un 18 por ciento más baja que en las blancas no hispanas y un 2 por ciento menor que en las afroamericanas.

Aun así, comparados con los datos de sus países de origen, los adultos mexicanos, cubanos y portorriqueños tenían tasas más altas de cáncer y de algunos de los tumores más frecuentes, incluidos los de colon, pulmón, mama y próstata.

El aumento de la detección (screening) de cáncer en Estados Unidos explicaría una parte de ese crecimiento de casos, en especial en el caso del cáncer de próstata.

Pero el autor opinó que también influiría el cambio de ambiente y estilo de vida.

El aumento del tabaquismo entre los inmigrantes, a diferencia de sus pares en sus países de origen, ayudaría a explicar el crecimiento del riesgo de cáncer pulmonar.

En tanto, factores reproductivos aumentarían el riesgo de desarrollar cáncer de pecho, como tener menos hijos o retrasar la maternidad, que están asociados con un mayor riesgo de desarrollar cáncer de pecho.

Para los autores, otros factores que influirían serían los cambios alimentarios y el aumento de la obesidad después de migrar.

Los resultados, indicó Pinheiro, sugieren que los médicos tienen que desalentar en los pacientes hispanos la adopción de los hábitos no saludables, que serían más frecuentes en Estados Unidos que en otros países, mientras que los inmigrantes deberían tratar de conservar los factores más saludables del estilo de vida de sus países de origen.

FUENTE: Cancer Epidemiology, Biomarkers and Prevention, agosto del 2009

Otros Artículos

El uso de este sitio web implica la aceptación de los Términos y condiciones y la Política de Privacidad de TandilSalud.com.ar
© Copyrights ©2014: Helius Information Technology - Todos los derechos reservados. Protección de datos personales.


Desarrollado por Helius IT